Análisis de las relaciones conceptuales de la identidad y la práctica profesional docente

Marco T. Marroquin González

Docente Investigador Miembro del Instituto Internacional de Investigación Educativa Jules, A.C. (IIIEJ), Magister en Educación Superior y Postgrado de Especialización en Aprendizaje y Docencia Universitaria., Investigador Miembro del Instituto Internacional de Investigación Educativa Jules , México



Resumen

Este trabajo describe la correlación entre identidad y práctica, en el cual se vincula la profesionalización laboral al derivar de la investigación empírica sobre “La identidad profesional y sus implicaciones en la práctica docente” realizada por la Mtra. Lorelei Rivera con una muestra de 20 egresados de la Benemérita Escuela Nacional de Maestros, la cual contiene de forma longitudinal seis promociones, del Plan de Estudios ´97 de la Licenciatura de Educación Primaria. En el análisis de los datos se efectúa mediante un estudio mixto cualitativo y cuantitativo de corte interpretativo, al combinarse con el enfoque de estudio de caso, utilizando la muestra no-aleatoria del caso de seguimiento de estudiantes por Rivera (2017), también se constituye por un recuento de frecuencias de palabras construyendo las categorías de contenido e interpretación del análisis estadístico. Así mismo se utilizó la correlación de variables de identidad y práctica docente, con una evaluación de la probabilidad significativa. Esto permitió demostrar como una carrera de vida, la profesión docente, vinculada a una formación continua, al egreso de los estudiantes de la Escuela Normal.

Received: 2018 May 16; Accepted: 2019 February 13

5735. 2019 ; 4(2)
doi: https://doi.org/10.31876/se.v4i2.42

Keywords: Palabras clave Identidad personal, identidad docente, práctica docente, Identidad profesional docente.
Keywords: Keywords Education, Competencies, Crises, Educational Models.

INTRODUCCIÓN

Este estudio sostiene en su análisis, los elementos de transformación de la identidad hacia la práctica educativa, retoma las investigaciones relacionadas con el proceso de integración del docente a la práctica docente, transita por la identificación de rasgos sobre identidad profesional y la trayectoria docente, así como dar seguimiento a resultados del profesional de normalistas, en la producción de proyectos tras la mejora continua. Toma los datos presentados de la investigación titulada “La identidad profesional y sus implicaciones en la práctica docente”, realizada por Rivera R. (2017) la problematización esbozada en esta investigación de corte empírico cualitativo se realizó con la observación de los docentes egresados en seis promociones.

La crisis de identidad profesional de estudiantes de educación normal de la Benemérita Escuela Normal de Maestros el Plan de Estudios 1997 de la Licenciatura en Educación Primaria, se convierte en un ámbito a estudiar por ser identificada en distintas evaluaciones a egresados por El Centro Nacional de Evaluación para la Educación Superior (CENEVAL) en la Republica de México.

La información para el análisis cualitativo y cuantitativo, comprende los datos de seis generaciones de egreso a partir del año 2006 al año 2011.

Los antecedentes y las referencias teóricas describen el desempeño docente en su inserción al servicio profesional desde el docente novel y se identifican aspectos que enriquecen y reorientan el quehacer de los formadores de docentes, para profundizar en los aportes de desarrollo que se fundamenten en la identidad personal con una visión de vida.

La investigación de Rivera R. (2017), enfatizó diferentes temas relevantes ante la demanda de mejorar la formación profesional de los egresados de las escuelas normales, en específico la configuración de la identidad profesional docente como un aspecto importante en las competencias del perfil de egreso del Plan de Estudios 1997 el cual se deriva de “un programa para las transformaciones y el fortalecimiento académico de las escuelas normales. […] parece corresponder a la presencia de las políticas emanadas para la educación superior, inscritas en el contexto de la globalización (CRESAL-UNESCO, 1998), […] organizar y regular los diferentes subsistemas de la educación superior en torno a la formación de profesionales de este nivel”(Figueroa 2000, p. 130).

En el marco del estudio mencionado de seguimiento a egresados de educación superior, el cual mantuvo un esquema base desde la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES), misma que sugiere se realicen investigaciones referentes a los hechos en las instituciones formadoras de maestros. “Para romper las inercias y evolucionar, las Escuelas Normales habrán de constituirse en organizaciones que aprenden. Requieren dejar de ser Instituciones que ofrecen enseñanzas y convertirse en lugares donde se gestiona, genera y produce conocimiento”. (Osorio 2014 p.15). Ante la necesidad de sustentar la identidad desde lo vocacional y la profesionalización, de este oficio. Así como su fluctuación hacia la conformación colectiva de la docencia para poder “ver reflejadas las competencias docentes en los egresados” (Ramírez 2012, p. 95).

A partir de esta concreción, el concepto de identidad es un producto ordenando de prácticas materiales y simbólicas, provocadoras de la actualización en el ejercicio de la docencia. Debe considerarse que la producción cultural en el marco institucional de la escuela y el trabajo docente se constituyen en un espacio socio discursivo desde el cual se conformar sujetos e identidades sociales y culturales (individuales y colectivas), (Díaz (2001).

De lo expuesto se comprende dos aspectos expuestos por Cárdenas (2004), sobre la identidad: cuando define como producto de la suficiencia de reflexionar, la capacidad del individuo de ser objeto de sí mismo, y por otro lado existe entonces una organización o estructura del conocimiento sobre sí mismo que establece una unidad, totalidad y continuidad; integra lo que se fue en el pasado y lo que se es hoy.

La identidad docente conlleva una configuración, paulatina y de escasa reflexión, algunas veces, atraviesa un aprendizaje y mediante la observación a los futuros docentes, mencionó García (2009) que van recibiendo los modelos docentes, se van identificando poco a poco, y allí también se afincan más aspectos emocionales que racionales.

Según Páez (2015), menciona Abdala (2007) nos advierte que algunos autores –como es el caso de Achilli (2000) trazan una distinción entre “prácticas pedagógicas” y “prácticas docentes”. La primera se realiza en el aula, la segunda conlleva la práctica trascendental. También señala Páez (2015) ambas se desarrollan en el marco de una situación social que las produce y contiene aquí refiere a su vez, la reflexión sobre la acción.

Los rasgos del perfil de egreso, brindan históricamente a las comunidades normalistas criterios para la eficacia del proceso de enseñanza y el desempeño de los docentes, a su vez contrastan el desarrollo de la formación inicial en su trayecto formativo, en el cual los estudiantes, adquieren y habilitan con herramientas, su práctica docente y/o demuestran aquellas que no son visibles. Lo anterior conlleva a lo señalado por Perrenoud (2004, pág.12) con respecto a que los procesos de enseñanza-aprendizaje, requieren de “actos reflexivos” por parte del docente como uno de los actores principales del hecho educativo.

Así también, la relación de la identidad profesional docente está implicada con la práctica, una referida a lo educativo y otra a la docencia, Barrón (2015 p. 8) sustenta que “la práctica educativa […] es el resultado de situaciones históricas y opciones diversas”.

Existe una asociación de la identidad profesional docente con la práctica docente, así como el rol del profesor también se vincula a la indagación y se integra la visión del Sistema Educativo del trabajo docente, dentro de un contexto de nación, su función es mediar el encuentro entre el proyecto político educativo, estructurado como oferta educativa, y sus destinatarios, en una labor que se realiza cara a cara” (Fierro, Fortoul & Rosas, 1999, pp.20-21 citado en Contreras 2003 p. 15).

Desde lo relatado por su experiencia profesional, Rivera L. (2017) manifiesta con el conocimiento implícito construido en el servicio, conjunta la práctica profesional docente, la intervención de significados, percepciones y acciones, de los actores educativos, como los aspectos político-institucionales, administrativos y normativos; la práctica educativa de los docentes es una actividad dinámica, reflexiva, da lugar a afirmar con García-Cabrero (2008 p. 2) “los procesos educativos que tienen lugar dentro del salón de clases, incluye la intervención pedagógica ocurrida antes y después de los procesos interactivos en el aula”.

Los elementos asociados a identidad se contrasten en sus aspectos formativos, en específico de la docencia formada en las aulas, “La identidad profesional y en nuestro caso la identidad docente, es un concepto que cada vez se consolida sobre una base más sólida desde el punto de vista teórico. Esta definición viene luchando por desplazar a otras visiones tradicionales que la sociedad ha elaborado con relación a la profesión docente”. (Mejía 2011 p.11).

Finalmente, los textos establecieron una realidad, desde las reflexiones discursivas que brindan más elementos formativos para acrecentar los referentes conceptuales respecto a la vinculación de identidad y práctica docente profesional.

Es importante reiterar que la práctica docente, como el trabajo frente a un grupo de alumnos en el cumplimiento de objetivos, es la tarea a realizar dentro de la enseñanza a través de la reflexión de la acción, Schön (1992). Teniendo dos ejes, su desempeño profesional y su momento de consolidación.

Así la práctica según Fierro (1999) va más allá del salón de clases. El docente en el Siglo XXI representa para los egresados un compromiso y reto que debe asumir día a día por los cambios generacionales que se presentarán. Cada generación tiene unas necesidades distintas a las que se deben adaptar de sus alumnos. Esto hace relevante y necesario analizar en el docente, al sujeto reflexivo y crítico de su propio trabajo ante la sociedad.

Al observar cómo los egresados adquieren la identidad profesional y acreditan su experiencia para consolidar su práctica profesional docente. Es necesario señalar los rasgos en el perfil de egreso enunciado en el Plan de Estudios 1997, Dgespe, (2012), en los siguientes aspectos:

Reconoce, a partir de una valoración realista, el significado que su trabajo tiene para los alumnos, las familias de éstos y la sociedad.

Asume su profesión como una carrera de vida, conoce sus derechos y obligaciones y utiliza los recursos al alcance para el mejoramiento de su capacidad profesional.

Valora el trabajo en equipo como un medio para la formación continua y el mejoramiento de la escuela, y tiene actitudes favorables para la cooperación y el diálogo con sus colegas.

Los anteriores rasgos indican desde el modelo curricular, la claridad sobre los rasgos de identidad profesional y práctica docente, requeridos por la política educativa publica, con otros componentes requeridos.

Rivera en su investigación comparte su inquietud sobre ¿Cómo alcanzar la madurez laboral? Lo cual le conduce a recabar información para conceptuarlo “me lleva a identificarlo a partir del egreso de la Escuela Normal y con menos de 5 años en el servicio, dado que aún no adquiere la experiencia necesaria” (2017, p.12)

La docencia se encuentra más allá de una ocupación técnica, se sustenta en conocer la práctica educativa (Shulman 9, 1989, Schön 10, 1992). Esto, impulsa a realizar la actividad permanente reflexiva que lleve al trabajo cotidiano de docentes, apoyado en la investigación a asumir una verdadera identidad profesional y ello requiere observar procesos para resolver los retos de una enseñanza comprometida al desarrollo humano y social de una nación.

El docente en el desarrollo de su identidad integra una experiencia personal, una formación inicial y una práctica que le afirma como profesional, lo cual requiere de una construcción de la identidad profesional, como proceso a partir del momento que inicia su formación, por lo tanto es preciso conocer su práctica para reconstruir y modelar, su identidad y observarlo, relacionar su individualidad y como responde al colectivo a donde pertenece. Esto constituye una naturaleza docente compleja, multidisciplinar y dinámica; conlleva reflexionar entre los hechos observados desde la pregunta, ¿Que conceptos integran la identidad y sus relaciones con la práctica profesional docente?

México en el siglo XXI, requiere resolver crisis, re-estructuraciones, mutaciones y re-composiciones que lo articulan dentro del concierto de las naciones con respecto al ámbito docente, Anguino (2010). Entonces existe la necesidad de la sociedad mexicana de resolver el ¿cómo se desarrolla la formación docente y la demanda educativa?, ¿cómo se conjunta la teoría y la práctica docente?, vinculadas en condiciones reales que fueron enmarcadas en el Plan 97, de la Licenciatura en Educación Primaria y a sus 15 años de vigencia; en particular para las generaciones formadas de la Benemérita Escuela Nacional de Maestros, esto conlleva particularidades en sus egresados, una influencia desde la misión y visión de la institución formadora que implica compromiso y responsabilidad hacia la tarea sustantiva.

Los estudiantes normalistas egresados de éste Plan de Estudios de la Licenciatura de Educación Primaria, cumplieron cinco rasgos del perfil de egreso: habilidades intelectuales específicas, dominio de contenidos de enseñanza, competencia didáctica, identidad profesional y ética, capacidad de percepción y respuesta a las condiciones sociales en la escuela (SEP, 1997 p. 32-35).

Es importante señalar que este análisis sustenta sus categorías como base al aspecto del rasgo de la Identidad personal, el cual se complementa con la ética, vincula a Hernández (1998) cuando señala refiere de la ética en la docencia como: “la responsabilidad social, podemos partir de entender lo Moral […] expresan en la actitud, los sentimientos, la conducta y las cualidades de las personas en sus vidas cotidianas […] los valores son los marcos referenciales de orientación del sujeto que se concreta en normas éticas o morales”. (2016 pág.10).

Derivado de lo propuesto es revisar los aportes a la investigación de la vinculación de conceptos integrados en la identidad docente y profesional, hacia una práctica docente vinculada a la práctica educativa institucional.

A continuación se abordan los hallazgos encontrados por otros autores así como las bases teóricas que pueden orientar la descripción de una realidad relacionada con la cuestión de la investigación, dejando a un lado las creencias sobre el estado de la cuestión que muchas veces rompe el paradigma tradicional y empírico al reflexionar con la literatura encontrada.

La identidad señala Hernández (2011), ha encontrado mayor movilidad en muchas esferas en especial en lo educativo. Para Morin E. (2001), describe la identidad como un proceso dual, el cual requiere enseñar a reconocerse a sí mismo y permitir que afirme la diversidad inherente a todo lo que es humano. Une conciencia de sí y diversidad. Para Fernández (2006 p.9) propone que identidad “es un proceso continuo de construcción de sentido al sí mismo atendiendo a un atributo cultural –o a un conjunto relacionado de atributos culturales– al que se da prioridad sobre el resto de fuentes de sentido”.

Los autores consultados para definir este elemento conceptual, ven un constante movimiento, dado que la identidad no es estática, porque los aspectos con los cuales se interrelaciona se puede decir están en una transición, dimensional, multifactorial y que tiene que concretarse con lo individual y lo colectivo.

La identidad se une a la personalidad del ser humano, como base en las relaciones que los individuos establecen entre ellos mismos y la sociedad a la que pertenecen. Es relevante establecer en la identidad, el reconocimiento social para existir, Torres (2005) es subjetiva e inter-relacional tiene efectos y corroboran la interiorización que surge de este proceso.

Es claro que la identidad personal, se distingue y evidencia Olins (2009), a partir de identificarse con una carrera o profesión, unida al éxito, satisfacer una necesidad del lucro y con ello responde a preguntas: ¿qué quiero ser?, ¿para qué?, las respuestas establecen una definición personal.

Es fundamental destacar este hallazgo con respecto a estos dos conceptos que al complementarse asocia a dos aspectos, el docente y el profesional.

La concepción sobre identidad docente, requiere establecer aspectos desde la experiencia, como un proceso formativo de auto concepto, es la percepción que el docente tiene de sí mismo, dependiente del reconocimiento que recibe por su desempeño, se vuelve una pretensión general, tal cual comenta Torres (2005).

La conformación de este concepto constituye una de las tareas específicas y críticas de los procesos de formación inicial y las instituciones formadoras de docentes, los cuales asumen una responsabilidad pública al proporcionar o no a los futuros egresados del necesario recurso teórico y práctico para iniciar el proceso de construcción de su identidad. (Parra M. 2004)

La identidad docente presenta, las características comunes a todos los docentes, como resultado de su historia personal y social que están influenciadas por los ámbitos donde se desempeñan. Laspina (2014).

En el aspecto de lo profesional señala Díaz (2001), la producción cultural en el marco institucional de la escuela y al trabajo docente como un espacio socio discursivo desde el que se conforman sujetos e identidades sociales y culturales (individuales y colectivas)”. Así también, se dice que esta definición, es un conjunto heterogéneo de representaciones profesionales que responden a la diferenciación o identificación con otros grupos profesionales.

La identidad profesional docente como define, Prieto (2004) en la construcción de su identidad profesional, la participación de una reflexión intersubjetiva dentro de colectivos críticos al articular los procesos subjetivos en sus representaciones.

Así de acuerdo con García (2009), la identidad profesional docente está compuesta por sub-identidades más o menos relacionadas entre sí, al considerarse los diferentes contextos en los que los profesores se mueven, aporta Gee (2000) la identidad profesional docente incluye la afinidad por una determinada tarea o función y la disposición de participar en un conjunto de prácticas compartidas por una comunidad particular.

La cuestión de este estudio subraya que la identidad docente da respuesta a la pregunta ¿qué necesita el profesor para construir su identidad e integrarla a su práctica profesional docente?

La práctica docente se concibe como un conjunto de situaciones dentro del aula, la cual conlleva conocimientos con estatuto teórico y práctico que conforman un saber relacionado con la práctica de la enseñanza y re-contextualizar de la educación en una sociedad en permanente y mantenido cambio. (Prieto, 1994)

Lo anterior implica que este concepto, se construye en los estudiantes cuando se reconocen, como miembros activos de un colectivo muy interpelado socialmente. Un aspecto de la práctica subyacente a la identidad profesional docente, se acota “por la filosofía, los principios, las políticas y las normas que la institución marca como parte de una visión sobre el quehacer teleológico de educar”. Palomero (2009. P. 17)

La profesión docente Fierro (2007), es conocida como una profesión académica, al buscar otros aspectos que dibujen la realidad de un docente novel y toda su trayectoria laboral, evidencia, la inclinación, la voluntad y la misión se conjuntan en el ser docente. Esta conlleva mediar el encuentro entre el proyecto político educativo, estructurado de una oferta educativa, y sus destinatarios, por lo cual la práctica docente es una actividad a cargo del profesor como parte de su profesión.

MATERIALES Y MÉTODOS

Se utilizó una investigación científica, refiere a Arnal J.et al (1992). En el campo educativo se ha requerido que la investigación sea precisa y elemental, tratándola como una disciplina, que aborde las cuestiones y problemas relativos a la naturaleza, epistemología, metodología, fines y objetivos que provean un conocimiento progresivo dentro del ámbito educativo.

Este proyecto titulado “Análisis de los conceptos que integran la identidad y sus implicaciones en la práctica docente profesional” implica desde los datos resultados de la muestra no-aleatoria del caso de seguimiento de estudiantes por Rivera (2017), efectúa mediante un estudio mixto cualitativo y cuantitativo de corte interpretativo la correlación entre identidad y práctica, en el cual se vincula la profesionalización, se combinó con el enfoque de estudio de caso. También se instrumentó por un recuento de frecuencias de palabras con un buscador lingüístico y contador de palabras (LIWC, por sus siglas en inglés), Para esta investigación se utilizó el análisis en línea “wordcounter” (www,wordcounter.net).con el cual se construyeron las categorías de contenido e interpretación del análisis estadístico. Así mismo se utilizó la correlación de variables de identidad y práctica docente, con una evaluación de la probabilidad significativa.

Los casos fueron de 20 docentes en servicio, elegidos no-aleatoriamente, cuyas edades oscilan entre los 23 y 28 años, se vinculan al proyecto institucional de seguimiento de egresados en las escuelas normales de Ciudad de México, realizada durante el periodo 2016‐2017, y que sostiene como objetivo principal: identificar en los graduados de la Benemérita Escuela Nacional de Maestros, mismos que fueron presentados en informe de Rivera (2007).

La formación de cada uno de ellos, se desarrolló en el Marco del Plan de Estudios de la Licenciatura en Educación Primaria Plan 1997, de las Generaciones 2004 a 2014, considerando que los docentes normalistas son quienes representan con su ejercicio docente hasta dónde se cumplen y alcanzan a desarrollar sus competencias específicas.

RESULTADOS

El contexto del escenario de los datos analizados corresponde al ámbito de la escuela primaria en donde cada uno de los sujetos desarrolla su práctica docente. El área de estudio se focalizó en 6 Delegaciones Políticas de la Ciudad de México, Benito Juárez, Coyoacán, Cuauhtémoc, Iztapalapa, Tlalpan, Xochimilco.

Con los resultados se construyeron cuadros resúmenes por pregunta y respuesta, así como gráficas de barra de la calificación observada, en las variables de estudio.

“La primera tarea del análisis es codificar cada suceso para formar categorías analíticas; implica conceptuar los datos. La Construcción de Categorías busca identificar las semejanzas y diferencias a partir del análisis inductivo de los incidentes sociales observados en el contenido de la información recolectada. Esta tarea nunca es rutinaria, sino muy creativa y es la base de la teoría que generará”. (Pág. 36 Schettini P y Cortazzo I. 2015)

El conteo de palabras es primordial para realizar la construcción de categorías y encontrar transmiten una gran cantidad de información acerca de quiénes somos, a quién nos dirigimos, y las situaciones de la realidad contextual. Ramirez-Esparza, Nairán, et al. (2007); propone el uso de un buscador lingüístico y contador de palabras (LIWC, por sus siglas en inglés), Para esta investigación se utilizó el análisis en línea “wordcounter” (www,wordcounter.net).

En la presentación de resultados cuantitativos aplicados, en la escala de Likert de observación se realizó la estadística descriptiva representando los datos a través de tablas y gráficas, con una distribución de frecuencia y mostrar los datos obtenidos en diferentes ítems, además se utilizó el Coeficiente de Correlación de Karl Pearson para estimar el índice correlación existente entre las conceptuales de identidad y práctica docente.

Los aspectos analizados parten de la recuperación de información con la aplicación de los instrumentos aplicados, tal como se explica:

Entrevista Estructurada:

De la consolidación de las respuestas de 11 preguntas de la entrevista estructura se obtuvo una descripción de resultados hacia el objetivo de esta investigación y el perfil de egreso del Plan de Estudios 1997 para la Licenciatura de Educación Primaria, en la BENM.

PREGUNTA 1. ¿De qué generación eres?

La respuesta nos refiere a los jóvenes pertenecientes a generaciones que abarcaron los años 2006-2010, 2007-2011, 2008-2012, 2009-2013, 2010-2014 y 2011-2015, el total de casos por cada una de ellas se visibiliza en la Tabla No.3 que a continuación se detalla.

Tabla No. 1.

Generación de Egreso, No. Casos y Porcentaje



Alternate Text: Tabla No. 1 Generación de Egreso, No. Casos y Porcentaje.
<alternatives>
Generación No. Casos Porcentaje
2006 - 2010 2 10%
2007 - 2011 3 15%
2008 - 2012 3 15%
2009 - 2013 2 10%
2010 - 2014 5 25%
2011 - 2015 5 25%
Total 20 100%
</alternatives>
  —Recopilación según cuestionario casos investigados. 2017. México.

De la pregunta 2. ¿Cómo inicias tus clases?

Las prácticas formativas de lecto-escritura y cálculo matemático, orientan su fundamento de identidad docente, hay una diferenciación en prácticas orientadas a la vida como permitir un desayuno, saludo al grupo, actividades para provocar sentir bien o el uso de técnicas de atención. La información sugiere que la indagatoria orienta la profesionalización docente.

Adicionalmente, las respuestas obtenidas tienen como elementos base una orientación a observar un bien común, mantienen una activación inicial, para un buen convivir, de sentido de vida. Se observan cambios de generación a generación, asociados a las transformaciones en los planes de estudio, se puede visibilizar que se inicia el día con actividades emotivas conjuntamente con procedimentales.

PREGUNTA 3. ¿Cómo organizas al grupo para las diferentes actividades?

Conforme las generaciones volvemos a encontrar respuestas con cohortes especiales y significativas van desde un trabajo en equipo u organizado por filas, algunas novedades es por parejas o “tercias”, se menciona favorecer el trabajo colaborativo, un aspecto sobresaliente es la movilidad entre las diferentes formas de la realización escolar, que van de lo individual, binas, trinas, cuartetas, formando equipos.

PREGUNTA 4. ¿Conoces las problemáticas, necesidades y deficiencias de tu grupo? La respuesta fue un sí en la totalidad de los casos y adicionalmente señalan que realizan un diagnóstico y obtener información de los padres de familia, mediante cuestionario y entrevista, no reportan otros elementos para recabar datos como podría ser sus propias observaciones al interactuar con los niños.

PREGUNTA 5. ¿Cómo utilizas los libros de texto de la S.E.P.?

La mayoría de las respuestas se aboca a señalar, que es una herramienta de apoyo, se identifica con su identidad profesional docente en la práctica que le solicita la Secretaría de Educación Pública, el texto tiene un uso generalizado de repaso, complemento de proyectos y señalan que con él se reafirman los contenidos, pero también un aspecto que surge de la pregunta se refiere a la exigencia de las autoridades y padres de familia para realizar totalmente los ejercicios de los libros.

PREGUNTA 6. ¿Qué estrategias utilizas para mantener un ambiente de orden y trabajo? Las respuestas entrevén cohortes importantes entre generaciones, cada una refieren necesidades con respecto a nuevas demandas del sistema educativo, ante los cambios de planes de estudios, hay diferentes posturas, desde un proceso instrumental mediante una rúbrica hasta la autorregulación.

PREGUNTA 7. ¿El material didáctico, que tan importante es para ti como docente?

Las respuestas establecen la vinculación del uso del material pedagógico para la práctica docente y afirman la identidad profesional, porque se apropia de los recursos propios de la profesión y el curso de la construcción de conocimiento, buscando apropiadas estrategias de enseñanza y aprendizaje, es significativo señalar que la teoría pedagógica fundamenta la trasposición didáctica de una generación a otra.

PREGUNTA 8. ¿Qué significado tiene para ti el trabajo docente?

Esta pregunta evidencia afirmaciones que afirman el ser docente esperado, pues se asegura que el trabajo docente implica responsabilidad, requiere una buena relación con los padres de familia y reconocer una práctica profesional docente más allá del aula. La mayoría está de acuerdo que se relaciona con la responsabilidad y el compromiso social.

PREGUNTA 9. ¿La formación inicial te dio herramientas para realizar tu trabajo docente? Las respuestas afirmaron que los principios teóricos de la formación inicial, construyen la identidad docente que conlleva la importancia de su práctica docente; conforme a los hallazgos encontrados, las afirmaciones aluden a sentirse orgullosos de su institución formadora.

PREGUNTA 10. ¿Qué importancia tiene para ti las tareas domiciliarias?

El concepto de tareas es satisfactorio ubicarlo en su lenguaje de docentes en servicio, pues consideran su importancia como repaso de contenidos, reforzador, complementario al trabajo en clase, pero fundamentales en la convivencia familiar, dado que también se expresa crean hábitos en los alumnos para favorecer el sentido de responsabilidad.

PREGUNTA 11. ¿La profesión docente la asumes como una carrera de vida?

Las respuestas emitidas confirman que la profesión docente es una carrera de vida, la mayoría afirma que ve la profesión docente vinculada a su existencia, con estas afirmaciones se confirma una identidad vinculada a la identidad profesional docente, la cual se encuentra en movimiento, forma un estilo de vivir, conlleva sentimientos de trascendencia.

Análisis por conteo de palabra entrevista estructurada

A continuación se presentan los resultados del análisis del total de respuestas por cada pregunta de acuerdo con categorías de contenido, según frecuencia de palabras y aplicar lo anunciado por Schettini P y Cortazzo I. 2015), sobre las contenidos de categoría (CC)

Se inicia con identificar la Identidad personal, la cual se estableció en la pregunta No.8, donde se verifica, el significado que tiene para el docente su trabajo. Determina el valor de la responsabilidad como fundamento de esta variable, al describir. “Es una responsabilidad para un trabajo, base para los alumnos cada día”.

Lo cual sustenta lo suscrito por Dirección General de Educación Superior para profesionales. Práctica profesional, 2012...pág. 10, que refiere a la responsabilidad como centro y contribución del desempeño, relacionada con los aprendizajes.

La identidad docente estableció su contenido de análisis, en la pregunta No.9, al indagar si la formación inicial dio herramientas para realizar el trabajo docente. El reconocimiento es directo, al exponer: “La formación inicial dio herramientas para realizar un trabajo docente con los alumnos”.

Esto afirma lo planteado en el concepto de identidad docente, cuando se refiere a un conjunto de experiencias comunes, que definitivamente se concretan en las acciones una institución educativa.

A respecto de la identidad profesional, se tomó, la respuesta a la pregunta No.11, si la profesión docente se asume como una carrera de vida, para lo cual el texto resumen fue: “Es una profesión que conforma mi personalidad, un gran compromiso”

Esta expresión suma a lo mencionado dentro del marco teórico, donde la profesionalización es proceso evolutivo de interpretación y reinterpretación de experiencias.

Ahora bien, para el concepto de práctica docente se tomaron cuatro ítems vinculados a cuatro preguntas del cuestionario de entrevista estructurada, presentadas en el siguiente detalle.

Por criterios convencionales, probabilidad (P) se considera extremadamente estadísticamente significativa.

En el ítem 20 realiza una evaluación formativa. (Práctica profesional docente) con 0.9349, que supera la correlación positiva alta a la correlación positiva muy alta.

Hallazgos desde las respuestas de la entrevista estructurada

Las 6 generaciones que componen el estudio permiten visibilizar de forma longitudinal la variable de la identidad docente, la cual evidencia una transformación a identidad profesional docente. La generación que destaca es la 2009-2013 y vinculando este dato al contexto, puedo decir que existe una alta relación con respecto a los cambios curriculares en la educación básica que conlleva la actualización en la formación inicial y la cual se consolida en el servicio.

De la identidad personal se constató que el trabajo docente implica responsabilidad y una buena relación con los padres de familia. Acerca de la identidad docente se pudo confirmar que los principios teóricos de la formación inicial, construyen la identidad docente y propician orgullo de su institución formadora. De un análisis inductivo de las respuestas se presentan los siguientes hallazgos sobre práctica docente: La política pública institucional influye en la práctica docente por medio de los planes de estudio, es contundente en la totalidad de los casos observados conocer la problemática, necesidades y deficiencias de grupo, la organización de grupo se orienta al trabajo participativo, ya que se proponen diferentes formas para organizar a los alumnos, el orden y la disciplina en el aula, tienen diferentes posturas desde un proceso instrumental hasta una rúbrica.

Acerca de la identidad profesional docente se estableció, que las tareas domiciliares son un medio de contacto con los padres, considerado como importantes, de repaso de contenidos, complementario al trabajo de clase.

Hallazgos de la síntesis de las categorías de contenido

Este análisis relaciones con las variables identificadas y frecuencia de palabras con la entrevista estructurada a los 20 casos, por el método de conteo, presenta los siguientes dos hallazgos:

Identidad personal vincula a la responsabilidad en el trabajo docente y se relaciona con herramientas para realizarlo. La práctica docente es multifactorial en la asociación de palabras tales como, fomentar el aprendizaje significativo de los alumnos, el uso de actividades para un ambiente de orden y trabajo, que incluyen reglamento, formación de equipos, disciplina de conducta de alumnos; con lleva activar en el inicio de clases con lectura, preguntas y dictado. En la organización de al grupo, prevalece dos palabras equipo y parejas.

La práctica profesional docente de manera multifactorial también vincula los libros de la S.E.P., en herramienta para reafirma contenidos, es relevante de conocer problemas, necesidades del grupo la relación con los padres y medio de extender el aula a la casa, las tareas domiciliares como herramienta en el apoyo del el trabajo de clase.

Hallazgos de la interpretación de resultados e la escala de observación de la práctica docente de Likert

Las medias calculadas para las respuestas de cada ítem, sumando las respuestas de todos los casos, reflejan los siguientes hallazgos:

Se estableció una diferencia de una décima entre identidad (4.46) y práctica (4.47);la identidad profesional (4.48) logro cinco décimas más sobre la identidad personal (4.45); el resultado de la práctica profesional docente (4.52) refleja siete décimas más que la práctica docente (4.45).

La correlación utilizada con el coeficiente de Pearson y la identificación de la probabilidad de la significación de los resultados, fue positiva alta y la probabilidad se considera extremadamente estadísticamente significativa en los siguientes ítems:

Se confirma la relación entre la variable identidad y práctica, es relevante que la correlación muy alta con el más elevado factor de Pearson (0.9349) es la vinculación entre dos ítems de la misma variable (práctica profesional docente)

Los clúster de ítems correlacionados “enfoque práctica docente” (figura no.1) y “enfoque práctica profesional docente (figura no.2) evidencian que la identidad personal puede provocar en dos vías. Cuando el docente responder a situaciones imprevistas en tiempo, lugar y persona, correlaciona práctica e identidad docente, sin evidencia de correlaciones altas en la identid ad profesional. Esto cambia si el docente afirma, que “empatiza un clima de confianza y trabajo”, aunque no relaciona con identidad docente, si cumple con identidad profesional al correlacionar con “establece una visión con los alumnos antes de conceptualizar”, no relaciona ítems de práctica docente y enlaza directamente la práctica profesional docente, hasta alcanzar la realización de una evaluación formativa una correlación muy alta.

DISCUSIÓN

Desde los resultados de los datos consolidados, de la escala de observación Likert de la práctica educativa, generaron evidencia sobre relación directa entre identidad y práctica se confirma: las comunidades normalistas cumplen con eficacia los procesos para la vigencia del proceso de enseñanza-aprendizaje y el desempeño de los docentes. Las calificaciones de los casos observados y sus medias permitieron afirmar que la Institución formadora cumple en el desarrollo de los lineamientos del Plan de Estudios ´97 de la Licenciatura de Educación Primaria en particular, que se afronta al fortalecer el sistema educativo y sobretodo asume su profesión a manera de carrera de vida y valoración del trabajo de equipo.

Los clústeres establecidos por correlaciones altas, permitió reflejar que es necesario fortalecer la identidad personal y docente para llegar a la excelencia en la práctica docente y consolidar la práctica profesional docente. Esto conlleva inferir en los docentes en servicio, tienen desde sus experiencias vividas, un nivel de consciencia sobre su ser docente, limitado a sus creencias de su propia identidad profesional y el descrédito vivido hacia la profesión, pero el contacto con la pasión frente a grupo en su labor, refiere un alto grado de identificación con el compromiso a la vida y la realidad social, entonces surge un humanismo que registra un ánimo prolongado.

Este estudio recomienda, profundizar esta investigación al indagar los factores a promover para ligar la identidad personal y consolidar la identidad profesional docente, que conlleve una actualización permanente de toda la vida. En una última instancia buscar, la integración de las múltiples relaciones, que refiere el pensamiento complejo, hacia la construcción de una dimensión multidisciplinaria, con una reflexión permanente, que permita mantener un perfil de desempeño dentro del cumplimiento un modelo educativo con pertinencia en la realidad cambiante.

CONCLUSIONES

Los distintos análisis practicados en la investigación establecieron en el docente, la consolidación del perfil de egreso de su institución formadora (La Benemérita Escuela Nacional de Maestros), bajo los lineamientos del Plan de Estudio 97. De este perfil alcanza relevancia, la responsabilidad que con lleva efectuar los supuestos teóricos, con los cuales teje una vinculación desde lo transicional, dimensional y multifactorial de la identidad, al conllevar el uso de la libertad, la conciencia de asumir los procesos teórico y práctico y cumplir con una responsabilidad pública.

Entonces a partir de la construcción y una diferenciación de la identidad personal con sus apropiaciones en las acciones de enseñanza-aprendizaje y una práctica es como se construye la identidad docente, pero es su satisfacción, lo subyacente en el orgullo de realzarlas, cuando vincula un compromiso en el cumplimiento de cómo se enseña y se aprende a enseñar.

A partir de las relaciones vinculas en la identidad profesional docente, se asocia una práctica de los procesos educativos dentro y fuera del aula, por lo cual se manifestó el cumplimiento, de un modelo político-educativo centralizado que se hace cumplir con normas de una institución formadora y de su propio lugar de trabajo, que le permiten estar frente a grupo, donde en pleno en ejercicio de su libertad se constituye su labor en un proyecto de vida.


Referencias
1.
2.
3.
4.
5.
6.
7.
8.
9.
10.
11.
12.
13.
14.
15.
16.
17.
18.
19.
20.
21.
22.
23.
24.
25.
26.
27.
28.
29.
30.
31.
32.
33.
34.
35.
36.
37.
38.
39.
40.

Refbacks

  • There are currently no refbacks.


Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 4.0 International License.